Todo lo que no debes perderte en San Francisco

A San Francisco le han puesto muchas etiquetas, desde que es la ciudad más bella de California hasta ser descrita como la urbe más europea de Norteamérica, pero todo el mundo está de acuerdo en algo: San Francisco es única. Y la razón para serlo es su singular mezcla de tradición y modernidad, allí podemos encontrar desde grandes rascacielos en el horizonte hasta casas de estilo victoriano, así como una extraña y característica morfología, dado que está asentada entre 20 colinas. Aquí te mostramos todo lo que no debes perderte si viajas a esta extraordinaria ciudad californiana.

Una vuelta en tranvía. Es el icono de la ciudad por excelencia y hay incluso un museo entero dedicado a él, el Cable Car Museum. El tranvía de San Francisco es una de las atracciones más populares entre los turistas y un medio de transporte habitual para los ciudadanos, que los utilizan a diario para evitar las empinadas cuestas de la ciudad.

San Francisco Cable Car

San Francisco Cable Car

Puente Golden Gate. Su construcción comenzó en enero de 1933 y en su momento fue el puente en suspensión más grande del mundo. Sus torres miden más de 200 metros de alto y dos kilómetros y medio de largo. Puedes cruzarlo en bicicleta, en coche o incluso andando ¡aunque es todo un tour!

Golden Gate

Golden Gate

Isla de Alcatraz. Situada frente a la parte norte de la ciudad, en la Bahía de San Francisco, esta isla se hizo famosa por acoger la cárcel federal más segura de los Estados Unidos durante casi 30 años (de 1934 a 1963) pero ahora es un lugar fundamentalmente turístico. Se llega hasta allí en ferry y puedes recorrerla a tu aire o bien contratando un tour guiado o con auriculares. Podrás ver la zona en la que se preparaba a los presos para su ingreso en la prisión, el comedor, la sala donde recibían las visitas, el patio y, por supuesto, las celdas, donde cumplieron condena delincuentes de la talla de Al Capone.

Isla de Alcatraz

Isla de Alcatraz

Mission District. Esta área no suele aparecer en las guías turísticas. Es un distrito único y menos conocido, repleto de bares y restaurantes. Representa la otra cara de San Francisco, esa que no te puedes perder si eres de los que buscan diversidad y algo diferente.

Mission District

Mission District

Fisherman´s Wharf. Este embarcadero de pescadores es probablemente una de las zonas más turísticas de la ciudad y por tanto una de las más populares. Es el lugar ideal para aquellos que buscan regalos, restaurantes de marisco y museos de todo tipo. El barrio es conocido sobre todo por acoger el famoso Pier 39, donde podrás ver multitud de leones marinos tomando el sol. Aquí también encontrarás atracciones como Ghirardelli Square , el Acuario de la Bahía o el Embarcadero, que todos los sábados acoge un mercado local.

Fisherman Wharf

Fisherman Wharf

Union Square. Situada en el corazón del distrito financiero de San Francisco, esta plaza y sus alrededores son el punto clave para los amantes de las compras, que encontrarán aquí una gran diversidad de grandes almacenes, tiendas de regalos, boutiques de lujo, salones de belleza y galerías de arte.

Union Square

Union Square

Valles de Sonoma y Napa. Si te apasionan la naturaleza y el vino, tienes que visitar estos dos valles de San Francisco. Situados a las afueras de la ciudad, puedes pasear por los viñedos donde se elabora el famoso vino californiano. Y si quieres aprender mucho más sobre la zona, existen diferentes tours guiados por los propios viticultores. Toda una experiencia para los amantes del buen vino.

Napa Valley

Napa Valley

Coit Tower. Esta torre de 64 metros de altura situada en el barrio Telegraph Hill, uno de los más elegantes de San Francisco, es otro de los iconos de la ciudad. Su construcción fue financiada por Lillie Hitchcock Coit, una mujer de la alta sociedad adelantada a su tiempo y considerada excéntrica por muchos, que tenía como uno de sus hobbies apagar incendios, en una época en la que esta tarea la llevaban a cabo voluntarios, ya que hasta diciembre de 1866 la ciudad no contó con un cuerpo de bomberos. Es de estilo art decó y se construyó con hormigón armado sin pintar. Cuenta con murales de 27 artistas diferentes y sus ayudantes, y aunque se ha creído que su forma parecida a la boquilla de una manguera se debe a la afinidad que Coit sentía por los bomberos, esto parece ser solo una mera coincidencia. Desde aquí podemos llegar a Chinatown, Little Italy, Japan Town y la famosa Lombard Street, la calle con más curvas del mundo.

Coit Tower

Coit Tower

Haight-Ashbury. En este barrio fue donde nació el movimiento hippie de San Francisco y aún hoy pueden verse tiendas vintage, muros pintados con arco iris y bonitos bares en los que podrás cruzarte con algún que otro hippie. Aquí se encuentra también el parque del Golden Gate, uno de los más grandes y bellos de Estados Unidos.

Haight Ashbury

Haight Ashbury

Museos. Los amantes del arte no pueden perderse la gran variedad de museos que acoge la ciudad de San Francisco, desde el MOMA (Museum of Modern Art) hasta el Museo de Arte Asiático, considerado como el más grande fuera de Asia, pasando por Museo de Young, el Exploratorium, el Museo de Cera o el Cable Car Museum, dedicado al tranvía.

Cable Car Museum

Cable Car Museum

Painted Ladies. Situadas en Alamo Square, estas casas de estilo victoriano se hicieron famosas por aparecer en los créditos de la serie ‘Full House’ (‘Padres forzosos’ en España). La estampa de estas coloridas casas con el skyline de la ciudad de San Francisco detrás es una de las más famosas y cada día decenas de turistas se fotografían frente a ellas.

Painted Ladies

Painted Ladies

Bosques de Muir. Es uno de los parques más famosos del norte de California y fue declarado monumento nacional a principios del siglo XX. A solo 12 kilómetros del Puente Golden Gate, este bosque cuenta con 295 hectáreas de secuoyas gigantes rodeadas de una vegetación de ensueño. Aquí podrás disfrutar de la naturaleza en estado puro dando un tranquilo paseo por hermosos senderos, bajo estos imponentes árboles que pueden llegar a medir hasta 150 metros de altura y 7 metros de diámetro en su tronco. Como apunte cinéfilo, decir que este bosque es el hogar de los simios protagonistas de la película ‘El amanecer del planeta de los simios’ de 2014. Para ir al parque es necesario alquilar un coche o contratar una excursión, ya que hasta aquí no llega el transporte público.

Muir Woods

Muir Woods

Sausalito. Si viajas a San Francisco, no dudes en reservar una mañana o una tarde de las que tengas disponibles para acercarte a esta bella y pequeña población situada justo enfrente de la península de la ciudad, al otro lado de la bahía. Merece la pena dar un paseo por este bonito pueblo que se caracteriza por su puerto pesquero y por sus más de 400 casas flotantes típicas. Desde aquí podrás tomar además estupendas fotografías de San Francisco y la isla de Alcatraz. Para llegar aquí puedes hacerlo contratando una excursión, en coche, ferry o bicicleta, que puedes alquilar en Fisherman’s Wharf. Esta última opción es la que requiere más esfuerzo (desde Fisherman’s Wharf a Sausalito hay 13 kilómetros de distancia) pero también es la más interesante pues por el camino pasarás por el Puente Golden Gate y algunos puntos donde tendrás unas vistas privilegiadas de San Francisco. La mayoría de empresas de alquiler de bicicletas incluyen un billete de vuelta para el ferry desde Sausalito a San Francisco.

Sausalito

Sausalito

Descubre Estados Unidos con Viajes Kuoni

Be Sociable, Share!
Esta entrada fue publicada en Compras, Datos de Interes, Destino America, Detalles Viajeros, Estados Unidos, San Francisco, Viaje de Novios. Guarda el enlace permanente.